Long tail keywords. Qué son y para qué sirven en nuestro SEO

long-tail

¿Qué habéis buscado para llegar hasta aquí? Probablemente algún término como “palabras clave long tail”, “long tail en el seo”, “para qué sirve el long tail” o cualquier combinación similar. Es decir, el long tail, o “cola larga” si lo tradujéramos al pie de la letra (sí, más de uno lo ha hecho ya, que nos conocemos 😉) es una combinación de palabras clave o términos de búsqueda de cuatro palabras o más a través de la cual realizamos la búsqueda de un contenido.

Para ver la utilidad del long tail en el SEO, os invito a realizar un ejercicio de lógica. Ya sé que en un principio emplear la palabra “ejercicio” y “lógica” juntas suena de por sí cansado, pero esto será sencillo, prometido 😉

Si me quiero posicionar en Google por el término “agencia de marketing” me saldrán mil competidores que ya estarán posicionados para esta palabra, al ser muy general y común, y por lo tanto, me resultará muy complicado llegar a los primeros puestos de Google. Pero si por el contrario me decanto por “agencia de marketing especializada en SEO”, se trata de una búsqueda mucho más específica para la cual tendré más posibilidades de aparecer.

¿Por qué es más fácil aparecer a través del long tail?

Porque el long tail responde a una búsqueda específica del usuario, y si le damos al usuario exactamente lo que busca, lo más normal es que Google nos muestre. Esta técnica nos puede servir por ejemplo al empezar a posicionar nuestra página web, porque lógicamente los términos más genéricos estarán ya muy trabajados por otros dominios que ya cuenten con una antigüedad y valor en Google.

Sin embargo, la idea de trabajar términos de búsqueda más específicos que respondan a preguntas concretas de los usuarios, nos permitirá aparecer antes que si lo hiciéramos con palabras genéricas. Evidentemente van a ser palabras con menos tráfico, pero a la vez serán menos competidas, por lo que será más sencillo obtener un resultado directo. También las palabras long tail responden mejor a las búsquedas por voz, al tratarse de búsquedas hechas con más palabras específicas (porque hablar resulta fácil y la máquina nos dará una respuesta a lo que le preguntemos).

¿Cómo trabajar las palabras long tail?

Igual que cualquier palabra clave normal, trabajando la calidad de nuestro contenido, la densidad de la palabra, una buena estructura de enlazado y utilizando esa keyword en la estructura de la URL: desde la propia URL, al título, headers o encabezados (H1, H2, etc.) y metadescripción. Para ello igualmente deberemos realizar un keyword research o búsqueda de palabras clave con el fin de averiguar las que más nos puedan servir, por su tráfico y competencia. Sí, sé que ahora estáis diciendo: “¿Y eso cómo lo hago?” En este otro artículo os hablo del keyword research.

Y ahora que hemos respirado aliviados, resumamos esto:

Conclusión: Ventajas y desventajas del long tail

Ventajas

  • Responde a preguntas específicas
  • Más fácilmente posicionables
  • Ratio de conversión elevado al interactuar con un usuario más concreto

Desventajas

  • Se dirige a un público muy concreto, por lo que restrinjo mi mercado
  • Menos tráfico

long-tail

El hecho de trabajar palabras clave long tail es una técnica SEO que se utiliza igual que cualquier estrategia para posicionar cualquier palabra clave, teniendo claro cuál es nuestro objetivo y a qué público queremos llegar, con sus respectivas ventajas y desventajas.

Como siempre, recordamos que para hacer un buen trabajo al respecto, no hay nada como ponerse en la piel del usuario e imaginar cuál sería la búsqueda más probable que pueda hacer sobre lo que queramos mostrar, con el fin de darle así la mejor respuesta posible. Y es que pensando en el usuario de esta manera, nos meteremos a Google también en el bolsillo, ya que el fin último de este es dar la mejor respuesta posible a una búsqueda. Así que vamos a buscar esas primeras posiciones, ¿no?

Y esto de escribir, a decir verdad, me ha dado hambre, así que buscaré un buen “restaurante tradicional con comida casera en Madrid”. Ah sí, lo de la geolocalización es otro tema, pero lo vemos después de comer si no os importa. 😉

No hay comentarios

Añade tu comentario