La densidad de la palabra clave en el SEO

densidad-keywords

Seguramente no vaya a descubriros el mundo a través de este artículo, pero es que el mundo se puede conocer de muchas maneras y esta puede que os enseñe aspectos que no conocíais. ¿Preparados?

Todos queremos salir primeros en Google, y el tratar correctamente nuestra palabra clave más importante va a marcar la diferencia. Vamos a comprobar cómo una óptima densidad de palabra nos va a ayudar con ello para que luego lo podáis aplicar.

¿Qué es la densidad de palabra clave?

En términos oficiales, la densidad de palabra clave es el ratio de veces que aparece la palabra clave en cuestión entre el total de palabras del texto. Para trabajar esto, tenemos fundamentalmente dos opciones: o la usamos de una forma natural y la repetimos las veces necesarias, o la repetimos hasta la saciedad con la intención de posicionar en SEO (algo conocido como Keyword Stuffing y que además me va a penalizar por ello).

¿Cómo tratar de una forma adecuada mi palabra clave?

Lo mejor es hacer un texto natural y pensado de cara al usuario. Recordad: si le gustáis al usuario, le gustáis a Google, y todos felices.

Aspectos a tener en cuenta para ello:

  • Repetir la palabra clave es una forma de llamar la atención del usuario sobre la temática que queremos tratar y, claro, a Google también.
  • Repetir más allá de la cuenta hará que el texto sea pesado, no suene natural, y que le huela raro a Google. Conseguiréis así el efecto contrario al deseado.
  • El uso de sinónimos es una solución que gusta tanto al usuario como a Google para no abusar de una palabra y hablar sobre la temática deseada (los diccionarios de sinónimos son un muy buen recurso si no andáis inspirados).
  • Los plurales y singulares son interpretados por Google como la misma palabra clave, aunque luego cada una pueda tener un tráfico y competencia diferentes.

No obstante, no se trata solo de la repetición de nuestra palabra clave un determinado número de veces en el texto, sino que también hay otras formas de indicarle a los motores de búsqueda de nuestro amigo Google cuál es nuestra palabra clave más relevante:

  • La palabra clave debe aparecer en el título de la página, favoreciendo un texto optimizado.
  • Puede aparecer también en el encabezado principal o H1.
  • La palabra clave debe aparecer en la URL.
  • La palabra clave también debe aparecer en la metadescripción como parte del snippet.
  • La palabra clave puede ser el Alt de la imagen que tengamos en la URL del contenido.

Sí, seguramente digáis que estoy repitiendo mucho el término “palabra clave” y tendríais razón. Debería haber utilizado también sinónimos como “keyword”, “término de búsqueda” o “palabra más relevante”. ¿Veis un poco la idea? Espero que sí.

Además, no os olvidéis de que también nos ayudará para este propósito la estructura de enlazado y Link Juice, tanto externa como interna. Imaginaos que un periódico de tirada nacional me enlaza ahora con el término “densidad de palabra clave”. ¿Creéis que me ayudaría? ¿O que yo haya creado enlaces internos en mi estructura web con ese término? Sí, por supuesto que ayudaría, y mucho.

En resumen, textos naturales pensados para el usuario y todo lo anteriormente dicho. ☺

Y si aún no lo tenéis claro, Seolízate está deseando escucharos. 😉

No hay comentarios

Añade tu comentario